Siguiendo el debate con UCCP en torno al asunto de “Tras el 14-N, Las Tareas del Momento Actual”

(El presente texto, se elabora en respuesta al de los compañeros de la UCCP, a cuyo original se acede mediante este enlace: http://unionccp.wordpress.com/2012/12/21/los-zapatos-son-para-caminar/ )

Desde este espacio de “Revolución o Barbarie” y a la luz de cómo se va desarrollando este intercambio con los compañeros de la UCCP, nos parece claro, no el que se “haya pasado olímpicamente” por nuestra parte del documento de los compañeros, sino que es evidente que vemos tareas diferentes correpondientes a la fase actual en lo referente a la reconstitución del Partido Comunista y del Movimiento Revolucionario del Proletariado en el Estado español, comunicándoles a los compañeros de la UCCP, dentro de ese espíritu de debate abierto entre comunistas que compartimos la convicción de que existe la urgente necesidad de dichas tareas de reconstitución, cuál es nuestra visión general de dicho asunto, de cuál es la situación actual y las necesidades que la misma conlleva o señala.

Para los compañeros de la UCCP, estamos ante una etapa en la que afirman en su documento “Tras el 14-N, Las Tareas del Momento Actual”, que “Debemos centrarnos tanto en favorecer el desarrollo interno de los distintos colectivos como impulsar el proceso de confluencia entre ellos mediante el fortalecimiento teórico, la lucha ideológica y la unidad de acción política.”, pero para nosotros resulta evidente que, dado que la principal característica que diferencia a la vanguardia revolucionaria de la que aún no llega a serlo (y a la que, como comunistas, debemos elevar a la posición de vanguardia revolucionaria para poder fundir el Marxismo-leninismo con el Movimiento Obrero, constituyendo con ello el PC) es la conciencia revolucionaria -que nace de la praxis revolucionaria- sólo se puede favorecer el desarrollo del Movimiento Revolucionario en la actualidad empezando por el fortalecimiento ideológico, por deslindar la ideología revolucionaria de toda falsificación, desviación y revisionismo. Es decir, que en primer lugar, y ante la innegable ausencia actual de Partido (que no de vanguardia pertrechada con el Marxismo-leninismo como ideología revolucionaria, que “haberla, hayla”) hay que realizar las tareas de batalla ideológica que lleven a clarificar esta, diferenciarla claramente de toda desviación y lacra revisionistas y empezar a unir a los marxistas-leninistas en torno a esa ideología y no otra que aparente ser tal. No podemos partir de la base, que nos parece errada, de que los destacamentos, individuos y organizaciones que se denominan o consideran a sí mismas como marxistas-leninistas, existentes tras la derrota apabullante frente al revisionismo, sean portadoras por defecto de la conciencia y la praxis (fusión de teoría y práctica) revolucionarias sin antes realizar las tareas de reconstitución ideológica, de reagrupamiento de la vanguardia revolucionaria en torno a la verdadera ideología revolucionaria, sin la que es imposible praxis revolucionaria, pero es perfectamente posible cualquier otro tipo de praxis no revolucionaria y perder en ella un tiempo y unos recursos muy valiosos.

Por tanto, nuestra principal diferencia con los compañeros de la UCCP consiste en determinar qué tarea revolucionaria es la que corresponde ahora realizar, considerando que no es la unidad de acción “con las masas” junto a los actuales destacamentos que se consideran comunistas, con o sin acierto, ni tampoco la unidad o coordinación políticas con dichos destacamentos.

Sin Partido, consideramos que no hay posibilidad alguna de praxis revolucionaria (fusión de teoría y práctica revolucionarias) más allá de la de ir dando todos los pasos necesarios, sin saltarse ni uno, para dotar al final al proletariado de su Partido Revolucionario, de vanguardia proletaria comunista.

Corresponde pues, a esta etapa, en nuestra opinión, la unidad de acción de toda la vanguardia comunista, sí, sin duda alguna (vanguardia aún dramáticamente incapaz de dirigir, por carecer de las bases materiales e ideológicas para ello, a su “retaguardia”, a las masas proletarias, de las que permanece extremadamente desconectada, a diferencia de los revisionistas -que dirigen a un exiguo sector de las masas- y de la Aristocracia Obrera – que dirige a una parte considerable de las mismas- y que entre ambos las mantienen cautivas en acciones economistas y democrático-burguesas), pero unidad en torno a la ideología revolucionaria, para empezar y, a partir de ese punto -muy lejos de haberse logrado en la actualidad- ir dilucidando y completando los demás pasos a dar para llegar a dotar a las masas proletarias del Estado español, mediante el desarrollo del proceso de fusión del Marxismo-leninismo con el Movimiento Obrero, de su flamante Partido Comunista y del Movimiento Revolucionario con él conectado y por él verdaderamente dirigido hacia los objetivos revolucionarios de edificación del Nuevo Poder y del Comunismo.

Sin PC, la unidad de acción con los diferentes “destacamentos comunistas” existentes, que son un batiburrillo que mezcla a verdaderos m-l con revisionistas de todo tipo y que no tiene en conjunto una línea revolucionaria clara ni consecuente, no constituye en modo alguno praxis revolucionaria, al menos en la etapa actual de desorientación teórica y práctica generalizada. En nuestra opinión, antes hay que ir resolviendo esa desorientación fomentando la lucha y el debate ideológicos en el seno de todo el Movimiento que se considera como revolucionario, comunista, así como de toda persona que se considere como comunista, como marxista-leninista; es decir, entre todos los miembros posibles de la vanguardia m-l dispuestos a ello.

Siguiendo con la metáfora de los zapatos que han elaborado los compañeros de la UCCP, nosotros consideramos que en la etapa actual, la tarea general que corresponde es buscar, localizar, reunir y preparar los materiales adecuados para construir los zapatos adecuados para recorrer la ruta revolucionaria que hemos de recorrer un día (que no es el de hoy ni el de un futuro inmediato, desgraciadamente) junto con las masas proletarias. No nos parece acertado construir esos zapatos, que han de ser de una calidad excepcionalmente buena y extremadamente resistentes a deformaciones y desgastes, uniendo los pedazos dispersos de todos aquellos que se consideran a sí mismos materiales adecuados y en ese proceso de ir uniendo todo lo que se recoja o se preste a ello, tratar de separar lo inservible de lo válido. Eso no funciona, como la práctica ha ido mostrando en innumerables casos.

El MC existente hasta la fecha en el estado español ha sido derrotado por la burguesía, a través entre otras cosas del revisionismo, hasta en sus mismas bases ideológicas, que son las que, alumbrando la conciencia, permiten determinar colectivamente a la vanguardia las tareas a ir desplegando para construir y desarrollar todo el proceso revolucionario, esta vez sin volver a ser derrotados, quizás por actuar con impaciencia y sin haber separado previamente los materiales adecuados y genuinos para construir los zapatos de toda falsificación burguesa que puebla el campo de lo que un día fue el Movimiento Comunista del Estado español.

Tenemos en nuestra historia comunista más que suficiente praxis acumulada (tanto acertada como errada) para no tener que preocuparnos de “estar teorizando sin base en la práctica”. Sobre esa praxis debemos trabajar, analizar, debatir y teorizar para desarrollar la lucha ideológica de dos líneas, como el primer paso práctico (que lo es) a completar en la actualidad. Esa es, en nuestra opinión, la praxis revolucionaria principal y urgente que corresponde realizar a la vanguardia revolucionaria en la actual etapa, independientemente de qué estén haciendo hora mismo las masas por su cuenta para detener la fuerte ofensiva imperialista, pues de lo que nosotros tratamos es de reconstituir desde sus mismas bases más elementales un Movimiento Revolucionario inexistente en la actualidad, sin el cual no puede haber praxis revolucionaria alguna, por más voluntad que tengamos de ello. Y sólo la praxis revolucionaria puede, no sólo detener la ofensiva salvaje imperialista actual, sino derrotar al Imperialismo mismo mediante la edificación del Nuevo Poder y, desde él, del Comunismo.

Creemos que la unidad de acción en otros niveles de práctica más avanzados y ambiciosos sólo podrá venir tras completar esa fase o estar muy avanzados en su desarrollo. Querer ir ahora a esas tareas de un nivel más avanzado, está destinado al fracaso por no corresponder a las necesidades actuales del Movimiento Revolucionario, que no existe aún en el Estado español sobre las bases del Marxismo-leninismo genuino, que ni siquiera ha sido reconstruido libre de desviaciones revisionistas, liberado de ellas por la acción colectiva de lucha ideológica de dos lineas del sector de la vanguardia revolucionaria dispuesto a ello, que creemos es el núcleo del futuro PC reconstituido, independientemente de donde actúe en la actualidad.

Anuncios

7 pensamientos en “Siguiendo el debate con UCCP en torno al asunto de “Tras el 14-N, Las Tareas del Momento Actual”

  1. Habláis en abstracto. En purismo intelectual. Ni UCCP ni PCR-MAY. Ninguno habláis de experiencias, de derrotas, de actitudes que habéis tenido a lo largo de vuestra experiencia militante. Así no se corrige nada, no se avanza nada.Todos queremos aparentar los que más sabemos, los que mejor y casi único queremos dirigir al proletariado. El grupo x quiere absorver al y, esa es la historia que yo conozco sobre las fusiones y construcciones de organizaciones y partidos comunistas. !! DE VERDAD EL QUE QUIERA SER HOY REVOLUCIONARIO ANTES DE MORIRSE DEBE DE IRSE A PAÍSES O ZONAS DONDE EL PROLETARIADO Y SECTORES POPULARES HACEN RESISTENCIA Y POSIBLE REVOLUCIÓN, POR EJEMPLO EN SIRIA !!. Yo milité en UCCO, durante muchos años, antes en PCUR, antes en OCE Bandera Roja,…y casi siempre vi cierto mercantilismo ante las relaciones con otras organizaciones. Conozco y he conocido a militantes de MAY, de UCCO, etc…Nadie está por debatir, aprender y avanzar. Con los mencionados he intentado debatir y nada de nada. A UCCP les di varias revistas elaboradas por el GCPinternacionalista de Málaga y no me han contestado, me han marginado, uno de ellos me dijo que no se fiaba de mí, (luciano medianero morales); les planteé hace unos 8 años si habían elaborado alguna teoría y me dijeron que no, sinceramente. Parece que desde hace unos dos años, están elaborando algo. Yo y el GCPi. desde el 1.998 hasta 2005 hemos elaborado unas 15 revistas y alguna que otra teoría,- que ya las pasaré, si me la piden,-. Primero creamos Vamos a Debatir y después Nueva Sociedad.

  2. Un revolucionario tiene muchas clases de tareas, esté solo, organizado,…un militante con conciencia de clase y según vea y valore hará de todo por luchar contra el capital,…junto a sus vecinos, compañeros de trabajo, etc,…una organización hace lo que puede,…pero lo principal si se plantea la revolución proletaria,…es ver las contradicciones de clases, la realidad del poder capitalista, la lucha de clases,…y actuar en consecuencia. La cuestión es qué se analiza y qué se quiere conseguir. Qué valoramos, como es la revolución pendiente. Hace más de 100 años ya los marxistas planteaban que estaban las condiciones creadas para hacer revolución general en países del campo del capitalismo europeo, estadounidense. Esto dicho a grosso modo. Hoy en día con más razón la revolución proletaria tiene un carácter mundial. POR ELLO PENSAMOS QUE TENEMOS QUE ORGANIZARNOS PARA ESA TAREA. Las locales, estatales o nacionales, no salen, se encasquillan y son derrotadas, por las mismas contradicciones de la lucha de clases global. El imperialismo atosiga de muchas maneras y al final derrota lo realizado. Esto es más complejo, pero anotamos esta idea.
    Yo diría, porque actualmente el GCPi no existe, que se dé unidad de acción, con buena fé, ya que por ahora nada se ventila; solo orgullo y cierta chulería de listillo-empoyon, sabiondo, lo corta y cortocircuíta. En cierta manera veo al personal como iluminados, no veo una actitud relajada, científica, racional. Yo he leído de todo, he estudiado casi de todo, historia, economía, ciencia tecnológica, aunque de internet, correos electrónicos,…se poco,…( no estoy al día, pero me ayudan mis hijas,…) para tener una preparación para la lucha de clases, para escribir,…para poder comprender las diversas fuerzas políticas que actúan a nivel estatal, europeo, más global e internacional. Hay que leer y estudiar mucho, bastante. hay que saber la materialidad de las fuerzas productivas, las relaciones sociales internacionales, la lucha de clases locales, e internacionales, las derivas de las tecnologías, y contradicciones que las frenan,…para poder saber actuar, dar un discurso, escribir un artículo, ganarse en lo intelectual a las masas proletarias, a las vanguardias, a otras fuerzas comunistas, revolucionarias,…HAY QUE HABLAR Y ESCRIBIR DEBATIENDO DE LOS ERRORES,…PERO COMO NUNCA NOS EQUIVOCAMOS !!, PUES NADA A SEGUIR COMO SONAMBULOS.

  3. SOBRE LAS DOS LINEAS: para mí, esto suena a filosofía de lucha entre las dos religiones, soy cristiano, eres islamísta;…¨la mía es la cristiana, no quiero a los testigos de jehová¨. A esto me suena. En un momento dado la línea revolucionaria maoista actual, puede ser una incorrecta línea política para el proletariado y la revolución – liberación de la humanidad. Direis, demuéstralo en la práctica, demuéstralo teóricamente. Mi tesis es que las revoluciones rusa y china una vez tomado el poder, ese poder rápidamente no da más de si; no sigue la lucha de clases un camino revolucionario proletario. Los nuevos poderes establecidos se hacen Prusianos, burocráticos y con relaciones de producción capitalistas, de estado y con prebendas privadas capitalistas. La masa proletaria, jornalera. campesina, se dedican a trabajar y la política solo la desarrollan el estado donde ya están los soviets, sindicatos, partidos, no solo el bolchevique. En China se podría decir algo similar. Entonces incluso habría casi redefinir el tipo de revoluciones que se dieron en esos países. Otro aspecto es las posiciones de las siguientes generaciones nacidas en el nuevo orden social. LE DIJE AUN COMPAÑERO HACE UNOS DÍAS, REVOLUCIÓN, DESPUES REVOLUCION Y MÁS REVOLUCION; aunque la revolución primaria no es lineal ni se prolonga en el tiempo, ya que las condiciones son cambiantes, la vida es cambio y transformación; la vida social va para adelante y para atrás. Se podría decir una revolución aislada tiende a fracasar,…pero incluso digo yo -todas las revoluciones juntas en el planeta, pueden también fracasar. CUANDO EL PROLETARIADO DEJA DE ESTAR ARMADO Y DEJA DE DIRIGIR SU DESTINO, SOLO SE DEDICA A TRABAJAR A SOBREVIVIR,…YA LO TIENE TODO PERDIDO DESDE ESE MOMENTO. ( Algo así pasó en estos dos países mencionados ).

    • Compañero Luciano,

      Esa acusación que haces de que no tenemos en cuenta las experiencias y los errores cometidos es totalmente falsa. Justamente desde este espacio de debate mantenemos la posición de que para que la Revolución Proletaria Mundial vaya hacia delante es necesario un Balance del reciente Ciclo Octubre (1917-1991). Esto no significa elaborar análisis de las experiencias socialistas vividas como un fin en sí mismo, sino para comprender las causas que determinan si el proceso revolucionario avanza o retrocede y poder actuar según ellas y no volver a caer en los mismos errores. Es por esta razón que se le da tanta importancia a lo que llamas purismo intelectual.

      Del mismo modo, la lucha ideológica entre destacamentos de vanguardia que planteamos no se trata de una forma de absorber a los demás grupos o de que nuestro círculo lidere el Movimiento Comunista, sino de ir colocando el socialismo científico a la dirección de todo el proceso que siente las bases revolucionarias. Creemos que esta tarea es imprescindible, ya que sin retomar los principios revolucionarios de los cuales el revisionismo nos apartó, es imposible para la vanguardia la constitución del Partido de Nuevo Tipo u otros instrumentos necesarios para la Revolución. La lucha de dos líneas de la que hablamos es entender que la lucha de clases se desarrolla en el seno de la vanguardia y, por lo tanto, hay que trabajar para que la línea proletaria se imponga sobre la burguesa. De aquí la importancia del debate en el seno del MCE como medio para propagar el marxismo.

      Es evidente que las Revoluciones Proletarias van a realizarse a escala mundial ya que la contradicción capital-trabajo está presente a escala planetaria. Sin embargo, el desarrollo del capitalismo es desigual; como apuntó Lenin, las condiciones que pueden generar la lucha revolucionaria pueden estar más maduras en un estado determinado, por lo que la Revolución Proletaria se dará primeramente en determinados lugares antes que en otros. Por esto es imposible la simultaneidad de las revoluciones a nivel global. Por otro lado, las revoluciones que fallaron en el pasado no lo hicieron por su carácter estatal sino por caer en concepciones anti-marxistas propiciadas por determinadas bases materiales y por abandonar la vía de construcción socialista e iniciar la capitalista.

      Sobre las experiencias socialistas de Rusia y China, nosotros consideramos que en cierto punto de su historia el capitalismo es restaurado después de una serie de cambios cuantitativos que dan paso a un salto cualitativo que es la pérdida del poder del Estado por parte del proletariado y por lo tanto el fin de su dictadura de clase. Sin embargo, hay que situar la cuestión mediante un análisis marxista y no con el superficial análisis no clasista de la “burocracia estalinista” que parece entreverse en tu comentario.

      Saludos Revolucionarios.

  4. El movimiento social “Kamachicuy” los saluda desde su base fundacional en el Perú. Para avanzar camaradas, primero hay que revisar la historia del comunismo. Desde la Comuna de Paris, hasta el Eurocomunismo, la perestroica y demás tragedias del proletariado mundial. La lucha de clases que se dio en el partido bolchevique ruso es el inicio del meollo de este debate reconstructivo. Si no analizamos el rol del llamado “stalinismo” desde tiempos previos a la muerte de Lenin, no veremos las verdaderas causas de la liquidación sistemática de la opción del poder comunista en el siglo XX y XXI. Uds. en particular camaradas españoles, analicen la derrota republicana en la guerra civil, vean ..¿cual fue el rol de la dirigencia política de la Incipiente URRS de entonces?.. ¿se comportó siquiera como lo hizo China décadas después en Vietnam?.. NO: stalin pactó con el gobierno nazi… mientras los nazis bombardeabam España.. y apertrechaban al criminal Franco. Allí empieza la desgracia del proletariado Español, y luego de la caída anunciada de la URRS, la herencia política es la que Uds. sufren… y así seguiremos debatiendo, Saludos revolucionarios, por el partido mundial proletario comunista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s