Respuesta al artículo de la UCCP “Tras el 14-N, Las Tareas del Momento Actual”

El artículo de la UCCP se puede leer en el siguiente enlace: http://unionccp.wordpress.com/2012/11/26/tras-el-14-n-las-tareas-del-momento-actual/

hoz

Desde Revolución o barbarie somos conscientes de la inexistencia de Partido Comunista (de la fusión entre vanguardia y masas en un todo único e indisoluble) en el Estado español en la actualidad. Por esta razón la tarea inmediata y prioritaria de los marxistas-leninistas consiste en trabajar para dicha reconstitución. Para ello, debemos librar la lucha de dos líneas en el seno del movimiento comunista contra el oportunismo y el revisionismo y, de forma secundaria, también con otras teorías que pretenden influir sobre el movimiento obrero; además, debemos realizar un análisis sobre la experiencia histórica que nos legó el Movimiento Comunista Internacional en el ciclo revolucionario iniciado con la Revolución de Octubre en 1917. Nos referimos principalmente a lo que atañe a la construcción del socialismo en la URSS y en China pero también a otras experiencias, terminasen o no en la conquista del poder político para el proletariado, así como también todas las cuestiones relacionadas con el progresivo avance del revisionismo en los Partidos Comunistas y los Estados proletarios hasta su total liquidación como instrumentos revolucionarios del proletariado.

En esta etapa de la reconstitución partidaria del comunismo la línea de masas debe ir dirigida a la vanguardia proletaria, pero no a la vanguardia en general, sino al sector de esta más cercano a los problemas relacionados con la línea general de la revolución, a los sectores más avanzados desde el punto de vista teórico, para incorporarlos al marxismo-leninismo. El medio para llevar a cabo esta labor es la lucha ideológica contra las corrientes revisionistas y oportunistas (las cuales dirigen o pretenden dirigir a las masas proletarias) y la propagación de los resultados del análisis marxista sobre el primer ciclo de la Revolución Proletaria Mundial. De esta forma, luchando contra las concepciones e ideas revisionistas contrarias al marxismo-leninismo, y exponiendo un balance sobre la experiencia histórica del proletariado revolucionario que explique, de forma coherente con el socialismo científico, la derrota de los procesos revolucionarios y por tanto la situación en la cual se encuentra el movimiento comunista en la época actual, se podrá atraer para el marxismo-leninismo a los militantes honestos que forman parte de la vanguardia teórica no marxista-leninista. En este proceso se sentarán las bases teóricas y políticas que permitan organizar y llevar a término la conquista del poder por el proletariado en el Estado español, es decir, las cuestiones relacionadas con la táctica y la estrategia de la revolución proletaria.

A nivel de los militantes marxistas-leninistas, en esta etapa corresponde su formación como cuadros revolucionarios, es decir, como portadores y defensores de la concepción proletaria del mundo, del socialismo científico. Para ello es necesario e imprescindible el estudio de los clásicos del marxismo-leninismo y de las experiencias revolucionarias de la primera oleada de la RPM, estudio que debe realizarse de forma reflexiva y crítica para poder llegar a la comprensión y asunción del marxismo-leninismo como cosmovisión proletaria.

Una vez esta fase vaya avanzando, los marxistas-leninistas deberán comenzar a dirigirse al otro sector que forma la vanguardia proletaria, esto es, los elementos que encabezan y dirigen a las masas proletarias en sus luchas de resistencia contra el capital, es decir, la parte de la vanguardia más avanzada en el trabajo práctico de masas. Para ello, la vanguardia marxista-leninista deberá acudir a los frentes de masas con el objetivo de ganarse a estos elementos realizando propaganda entre ellos. Es necesaria la elevación de la conciencia de clase de este sector de la vanguardia del proletariado -que posee conciencia de clase en sí- a conciencia de clase para sí a través de la formación política e ideológica. Cuando estos elementos que ejercen influencia y dirigen a las masas proletarias en sus luchas económicas dentro del marco del capitalismo sean ganados para la revolución proletaria, es cuando se produce la fusión entre vanguardia y masas, es decir, cuando se produce la constitución del Partido Comunista.

La reconstitución del Partido Proletario de Nuevo Tipo es un proceso que parte de la ideología revolucionaria. El proletariado por sí mismo no puede desarrollar su conciencia revolucionaria (lo máximo que puede adquirir es conciencia de clase en sí), ya que esta parte de amplios conocimientos que solo los sectores social e ideológicamente más avanzados, debido a una previa y determinada predisposición, pueden adquirir y asumir. Estos sectores,  que son los portadores de la ideología revolucionaria, forman la vanguardia marxista-leninista y deben ir incorporando de forma progresiva a los distintos sectores que componen la vanguardia del proletariado hasta fusionar la teoría de vanguardia con el movimiento obrero, para formar así un movimiento político revolucionario que es el Partido Comunista reconstituido. Por lo tanto, la constitución del Partido Comunista no se produce por la voluntad subjetiva de un grupo de personas, no se produce por la unidad de los comunistas como pregona el revisionismo, sino que es una realidad social objetiva que se produce cuando la vanguardia comunista se fusiona con las masas proletarias.

Sobre la idea de trabajar para un comité de los distintos colectivos e individualidades que defienden la misma línea de la reconstitución del comunismo, entendemos que este proceso es necesario y muy positivo, pero que debe ser convenientemente trazado para que pueda tener éxito. En este sentido, no creemos que la reagrupación ideológica y organizativa vayan a transcurrir simultáneamente, sino que antes debe proseguirse con el trabajo de lucha ideológica y acercamiento en cuestiones fundamentales para el Movimiento Comunista del Estado español (la cuestión de la reconstitución del PC, la lucha por conseguir la hegemonía de la ideología revolucionaria en el seno de la vanguardia ideológica, la superación de la línea sindicalista y electoralista, etc.).

La propuesta que sí vemos factible a corto plazo y muy necesaria es la de la creación de un medio de difusión que agrupe a toda la vanguardia comunista. Pero habría que acordar quiénes podrían encargarse de este trabajo, qué documentos se colgarían (¿textos elaborados conjuntamente?, ¿o los de algún colectivo o individualidad que refuerce nuestra línea?) y de qué forma se difundiría dicho medio.

Sería interesante conocer las posibles respuestas que hayáis recibido de otros colectivos comunistas del Estado español que apuesten por la reconstitución del PC.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s